RM Castilla 1-0 Guijuelo: Victoria por la mínima, y malas sensaciones, ante un Guijuelo muy tocado


El Real Madrid ganó por la mínima a un Guijuelo, con infinitas bajas, en un partido que se decidió por las individualidades pero que no dejó buenas sensaciones en el vestuario blanco

El frio que otorga Madrid en sus anocheceres decidió dar una tregua para presenciar el partido de segunda división B entre el Real Madrid Castilla y el Guijuelo, dos clubes que venían de hacer las cosas bien, pero que vivían situaciones internas muy dispares: Mientras que el Real Madrid contaba con su plantilla, prácticamente al completo; los del Guijuelo contaban con 7, e incluso 8 bajas. El club, que ya tuvo que enfrentarse a rivales anteriores siendo once futbolistas justos, visitaba el Alfredo Di Stefano con doce futbolistas disponibles, y uno de ellos tocado.

El Real Madrid se encontraba así en su campo, ante 720 espectadores, y con una situación, a priori bastante, favorable, aunque la intensidad de los futbolistas, y los primeros minutos, no lo reflejaran.

Una primera mitad sin intensidad, ni futbol

El encuentro arrancaba y el Real Madrid era dueño del balón. Su tímida e inofensiva posesión, que movía el cuero de forma horizontal, y sin creatividad, hizo que llegaran los primeros acercamientos, por la banda derecha, mediante subidas de López,  sin apenas sorprender a la defensa rival.

En el minuto quince, ninguno de los dos equipos se había acercado, prácticamente, a la portería de su oponente, una monotonía que rompió un magistral pase al hueco de Fidalgo, que dejaría a Feuillassier solo frente al portero, quien le rebañaría el balón de forma limpia, haciendo ver la parsimonia del delantero blanco. 

Llegábamos al primer cuarto del encuentro y el Guijuelo, inexistente en su faceta ofensiva, tuvo la que sería su ocasión más clara del encuentro. Un córner raso, ejecutado a modo de jugada ensayada, que dejaría  a uno de sus futbolistas dentro del área y sin marcaje, un tiro más bien sencillo que acabaría saliendo a escasos metros del palo derecho defendido por Luca. El Guijuelo parecía despertarse

Ambos equipos, bastante imprecisos y con serios problemas para acercarse al área contraria, parecieron dar un paso al frente cuando quedaban diez minutos de la primera mitad. Tuvo lugar un leve intercambio de golpes, donde ninguno supo aprovechar bien las jugadas a la contra que les aparecieron, llegando así al descanso, en un partido que estaba resultando tibio y sin demasiada intensidad.

Segunda mitad: El gol y poco más

Comenzaba la segunda parte y se repetía el guion establecido, el Real Madrid dominaba el encuentro, y esta vez parecía que tenía las ideas más claras, y que la charla del vestuario les había convencido para salir a por el partido.

El Guijuelo, que había dado un paso atrás, veía como el Madrid les arrinconaba en su propio área. Un disparo lejano de Feuillassier, que no vería puerta,  ponía en aviso de lo que vendría a continuación. Y es que en el minuto 66, el propio Feuillassier pone un centro medido al punto de penalti, que Cristo logra rematar, convirtiendo así el único tanto que se vería en el Di Stefano aquella noche.

El Guijuelo, sin posibilidad de hacer cambios, debido a las bajas, dio un paso al frente en los últimos quince minutos de encuentro para buscar el empate, incluso tuvo dos ocasiones para conseguirlo.

Una gran triangulación por parte de los guijuelenses finalizaba en una buena parada por parte de Luca. El posterior córner sería la última jugada del partido, que finalizó con el despeje de la zaga blanca, a dicho córner, y que hacía que los tres puntos se quedaran en casa.

Con este  resultado, el Madrid permanece colíder, empatado a puntos con el San Sebastián de los Reyes, el Fuenlabrada y la Ponferradina; y el Guijuelo se coloca en séptima posición, a 4 puntos de lo más alto de la tabla.


ESTE SITIO FUE CONSTRUIDO USANDO